El arte, un intento inútil por arreglar el mundo.


Por

Sin título

Soy una artista judía que vive y trabaja en un país con grandes desigualdades, veo el mundo desde ese lugar.

Me interesa reflexionar sobre las problemáticas sociales, la memoria, los bordes, la filosofía, las fuentes judías. En mis obras, detrás de mis grietas, detrás de los agujeros, siempre se lee algo de esto.

Para expresarme puedo hacerlo a través del lenguaje textil partiendo de las plantas para llegar al papel hecho a mano, creando libros de artista, esculturas, combinarlos con otros materiales como vidrio, madera o acero. También la instalación y las acciones urbanas son formatos que me resultan sumamente interesantes.

“FRAZADAS” comenzó a partir de posar mi mirada en el hecho de que una señora todas las noches durmiera en la entrada del garaje de la casa de mis padres. Muy ligado a mi reflexión sobre la responsabilidad para con el otro, nace este proyecto que consiste en intercambiar con la gente que duerme en la calle dos mantas nuevas a cambio de la vieja con la que se cubren, siendo esta una propuesta horizontal, un trato entre pares. Fue este planteo horizontal lo que nos ayudo a dar respuestas a todos nuestros cuestionamientos éticos con respecto a la realización de esta acción artística. El proyecto lo llevamos a cabo junto a Valeria Budasoff durante 3 inviernos, habiendo documentado todo el proceso. Obtuvimos a cambio 23 mantas, un caramelo, una barra de cereales, un plástico, un cartón, a veces nada, y sobre todo valiosas conversaciones. Con todo este material realizaremos una instalación y lo documentaremos en un libro.

Intercambio número 1Intercambio número 1foto 1

También integro junto a Valeria y Viviana Romay el colectivo de arte “entresuturas”, juntas trabajamos alrededor de las problemáticas de género con el proyecto “CORPIÑOS EN RED».  La primera acción que llevamos a cabo en este proyecto fue un abrazo al palacio de justicia de Buenos Aires reclamando por la aplicación de la ley contra la violencia de género, en el marco de los 16 días de concienciación de la violencia contra la mujer. El abrazo se realizó con 1370 sostenes en desuso entrelazados, donados por mujeres a partir de una campaña realizada por las redes sociales.

foto 4

Consideramos fundamental armar redes para ayudar a quienes padecen la violencia, tanto a la víctima como al victimario. En este sentido fue muy emocionante la participación de mujeres y varones en todas las instancias de la obra. Recibimos también 19 sostenes catalanes que se entrelazaron al resto el día del abrazo.

foto 3

La instalación “CERONUEVECINCUENTAYTRES ” la realizamos junto a Valeria al cumplirse los 10 años del atentado a la AMIA; aun sin resolver, sin culpables. La bomba explotó en la sede de la mutual judía a las 9.53hs de la mañana, dejando un total de 85 víctimas. La instalación consiste en 85 camisetas blancas colgadas de una soga de 60m. Cada una esta pintada y rasgada del lado del corazón, símbolo de duelo para el judaísmo, así como el color blanco. Acompaña la obra el texto: “Los brazos abiertos”.

foto 5 ceronuevecincuentaytres

Se enlazaban los árboles, las remeras y las sogas.
Dos árboles gigantes sostenían una soga fina y resistente.
Por un momento dudé que tuviera fuerza para soportar el peso de los cuerpos.
Cuando colgaron la primer remera blanca, temblé.
Estaba sostenida con broches de madera y dejaba entrever la
cabeza que no estaba, la rasgadura del corazón sangrante.
Valeria y Myriam fueron colgando las demás remeras
hasta llenar la soga.
Los árboles, alrededor nuestro, se preparaban para sostener las siguientes remeras.
Se completó la primera soga. Diez remeras de distinto tamaño.
Diez cuerpos que no estaban.
Diez corazones con la sangre seca,
y familiares y amigos llorando sus muertes.
El tercer árbol esperaba con los brazos abiertos.
Colgaron la segunda soga y muchas otras remeras blancas.
Ultima soga. Ultima remera. La más pequeña. La remera de un niño.
Levanté la mirada, las vi a todas.
A las ochenta y cinco personas que no estaban.

En la serie “EL MUNDO EXISTE PORQUE EL LIBRO EXISTE “ elijo el libro como tema, y el formato es el del libro de artista. Es una serie que nunca la concluyo, siempre vuelvo al libro, convencida de que le futuro de la humanidad no esta en el guerrero sino en el libro.

Donde terminan las palabras

Donde terminan las palabras

Si Dios es, es porque esta en el libro; si los santos y los profetas existen,
si los eruditos y los poetas, si el hombre y el insecto existen,
es porque encontramos sus nombres en el libro.
El mundo existe porque el libro existe; porque existir es crecer con el propio nombre
Edmond Jabes, (el libro de las preguntas)

En la serie “GUARDIÁN DE MI HERMANO”  trabajo sobre el hambre. Fue una serie que comencé a partir de la crisis del 2001 en la Argentina. Las obras de esta serie son grietas, platos, ojos que lloran de hambre.

El hambre más urgente

El hambre más urgente

 

Llorar de hambre

Llorar de hambre

 

El borde

El borde

El titulo de la serie “Guardián de mi hermano”,  remite a la respuesta de Cain a Dios cuando, después de matar a su hermano Abel,  Dios le pregunta “¿donde está tu hermano?”, Cain responde “¿Acaso soy yo guardián de mi hermano?” La respuesta a esta pregunta es SI, todos somos responsables por el otro, por su hambre, por su techo. Dice la filósofa Diana Sperling acerca de esta serie:

Las imágenes del hambre son explosivas en su impotencia. Ellas muestran lo que se intenta mantener oculto, aúllan donde reina el silencio, punzan donde dominan la indiferencia y la molicie.

Desvelan.

Descorren los velos que la buena conciencia y los usos políticamente correctos arrojan sobre lo incómodo de la alteridad, impiden el sueño tranquilo de los señores que descansan sobre lechos de caridades y beneficencias. Hablan cara a cara, convocan y sitúan. Recuerdan –como Dios a Caín, pero antes a ese Adán anestesiado en el sueño edénico- que lo que nos hace humanos es ser guardianes del prójimo, responsables por su hambre.

La tarea del artista es desvelar.

Yo no creo que el arte pueda redimir el hambre, no creo que con el arte pueda sacar a la gente de la situación de calle, no creo que acabe con la violencia, creo que el arte es impotente, el arte es un intento inútil por arreglar el mundo. Inútil porque no tiene poder, porque no puede luchar contra otros poderes, porque se trata en definitiva una lucha poética, pero es lo que como artista puedo hacer y aspirar así, poéticamente a acercarme un poco mas a la idea del Tikun Olam.

4 pensamientos en “El arte, un intento inútil por arreglar el mundo.

  1. clara
    9 octubre, 2013 a las 0:18

    que mujer no ha soñadoalguna vez con la gloria de la fama ….sercomo Madame Curie recibiendo el premio Nobel
    Por eso Dios te ha hecho un guiño de complicidad, por tu maravillosa posibilidad de crear…tu sensibilidad, tu dulce mirada impresionan …ninguna obra de arte se puede comparar con tu sonrisa!!!
    Agradezco a Diioshaber podido compartirtodos tus exitos ..orgullosos estamos de todas tus creaciones, y creeme no hay juez mas severo ni opinion mas sincera que la nuestra!!!
    Myriam no te detengas sugui tu camino, … busca tus raices , investiga en tu historia, todos te amamos creemos reconocer algo de nosotros mismos en ti !!!! por que eres tu ayer y tambien tu misma , unica , maravillosa e irrepetible Kai

  2. Diana
    9 octubre, 2013 a las 2:40

    Excelente trabajo Myriam!!!!!!!!
    Admiro tu fuerza ,tu cabeza y tus manos!!!!!!!
    beso enorme y FELICITACIONES!!!!
    Diana

  3. Arturo
    5 marzo, 2014 a las 19:34

    Si alguien contesta escribo

  4. 4 marzo, 2016 a las 4:38

    arturo,
    yo te contesto
    myriamjawerbaum@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *